macpro_00090 Este es el primer artículo que escribo dentro de la gran familia de PacMac. Cuando me propusieron colaborar con ellos no me cupo la menor duda sobre qué escribir en primer lugar, quería hacer un pequeño análisis de la última gran máquina salida de Cupertino, el Mac Pro. Aún recuerdo estar viendo en directo la WWDC 2013 en el salón de mi casa y ver a Phil Schiller, el vicepresidente de marketing, dar paso al video de apenas un minuto donde veríamos por primera vez el nuevo Mac Pro. Las diferentes caras del Mac iban apareciendo pero nadie era capaz de conformar en su mente la forma final del equipo, no fue hasta el final donde se pudo ver a cierta distancia la estructura circular cuando los gritos de admiración y aplausos del público se sucedieron y cuando Schiller finalizó con ironía “Can’t innovate anymore, my ass“. El MacPro no sólo era un Mac más en la historia de Apple, es el Mac más avanzado jamás creado, el Mac que sentará las bases para los próximos diez años dentro del sector profesional.

Características

Pero veamos que características hacen del Mac Pro un producto tan sobresaliente. Lo primero y que más llama la atención es su nuevo y radical diseño, una estructura cilíndrica de 25,1 cms de altura y 16,7 cms de diámetro, una octava parte de lo que ocupa la generación anterior y con tan sólo 5 kg de peso, realmente pequeño comparado con la potencia que es capaz de albergar.

El Mac Pro es el equipo de Apple con mayores posibilidades de configuración y expansión si bien es verdad que el abanico de componentes hardware compatibles no será muy abierto pues no de momento no hay muchos productos con la etiqueta de compatibles con el “Mac Pro”.

La configuración básica parte de un procesador Intel Xeon E5 (la gama más alta de la familia Intel) de 4 núcleos a 3,7GHz llegando hasta la configuración con un procesador Intel Xeon E5 igual pero con 12 núcleos a 2,7 GHz y 30 MB de caché de nivel 3, una autentica pasada.
La memoria RAM es de tipo ECC DDR3 y se parten de los 12 GB pudiendo llegar hasta los cuatro módulos de 16 GB. La memoria de tipo ECC permite detectar y corregir errores que afecten a un sólo bit y se suele usar en equipos que requieren de alta fidelidad como servidores o estaciones de trabajo.

La tarjeta gráfica es un aspecto muy importante en un equipo destinado al sector profesional y a personas que van a hacer uso de aplicaciones de dibujo y diseño con elevada carga de computación gráfica. El Mac Pro equipa dos GPU FirePro de AMD; en el caso más extremo se trata de dos D700 con 6GB de memoria VRAM GDDR5 cada una, 2.048 procesadores de flujo y 3,5 TFLOPS de rendimiento.  La memoria VRAM destaca por poder ser usada de forma simultánea por dos dispositivos de tal manera que la CPU puede escribir información en ella mientras se están leyendo la información que será mostrada en el monitor. Sumando la potencia de ambas GPU es posible alcanzar un rendimiento de 7 TFLOPS, es decir, un billón de operaciones en coma flotante por segundo, para que os hagáis una idea ni la Xbox One ni la PS4 son capaces de alcanzar los 2 TFLOPS.

Mucha gente se pregunta porqué Apple ha apostado por AMD con sus tarjetas gráficas en vez de por nVidia como hacen con los modelos más completos del iMac o el MacBook Pro; una de las posibles razones sea el coste superior que las GPU de nVidia conllevan. De todas formas este punto cada vez tiene menos importancia pues importantes fabricantes de software como Adobe ya confirmaron hace tiempo la compatibilidad de sus mejores programas de edición con el estándar OpenCL. OpenCL es un estándar, al que Apple pertenece, que consta de una API y un lenguaje de programación para crear aplicaciones con paralelismo a nivel de datos y tareas haciendo un uso muy eficiente de la GPU para poder realizar operaciones gráfica y computacionalmente intensas en un tiempo mínimo. OpenCL también es conocido por ser la gran alternativa a CUDA de nVidia, que sólo es soportado en tarjetas de la misma marca aunque en estas últimas también podremos hacer uso de OpenCL.

Toda esta potencia permite que se puedan conectar sin problema hasta tres pantallas con resolución 4K o 6 pantallas Thunderbolt, en Youtube podéis buscar videos en los que se pueden ver programas de edición de video trabajando con resoluciones 4K y en los que tras aplicar más de veinte filtros el Mac ni se inmuta.

En el apartado de almacenamiento es posible llegar a 1 TB de memoria flash PCIe, lo que aportará un extra de velocidad al funcionamiento de la máquina comparado con un disco duro convencional pero que seguro que a más de uno se le quedará corto y tendrá que optar por usar algún dispositivo de almacenamiento externo conectado mediante alguno de los seis puertos Thunderbolt 2 que recordemos son capaces de alcanzar los 20 Gbps y que representan ahora mismo la alternativa más rápida para transmitir grandes cantidades de información de un volumen a otro. Tener presente también que esta memoria flash, equivalente a una memoria SSD, está basada en una conexión PCIe capaz de alcanzar una tasa de escritura de 1250 MB/s, más del doble de los 500 MB/s que puede alcanzan una memoria flash con una conexión SATA.

thermal

No hubiera sido posible aunar esta potencia en un espacio tan reducido sino es gracias al núcleo térmico unificado. En vez de optar por el enfoque tradicional de colocar ventiladores para cada uno de los componentes internos esta vez se ha optado por distribuir todos los componentes alrededor de una única pieza de aluminio extruido encargada de absorver todo el calor y repartirlo de forma uniforme por todo el núcleo, de esta forma si por ejemplo un procesador no está funcionando con la misma intensidad que los demás la capacidad térmica adicional se reparte entre todos los procesadores.

Con este conjunto de componentes, que sin duda se encuentran entre los que más prestaciones ofrecen en el mercado, está claro que el MacPro no debe ser un ordenador “barato” o al menos asequible para un usuario doméstico. En años anteriores muchos usuarios optaban por la familia Pro de Apple, o incluso antes con la familia Power Mac, para realizar tareas algo más pesadas como edición de video casera o jugar a videojuegos. En mi opinión este Mac Pro ya no debe ser la solución para esto y en su lugar se debería optar por un iMac con tarjeta gráfica dedicada cuyo rendimiento es más que suficiente (de hecho alguna configuración del iMac arroja mejores resultados que el Mac Pro más básico como podemos ver en este benchmark de Geekbench que compara el rendimiento usando varios procesadores ).

FireShot Screen Capture #009 - 'Mac Benchmarks - Geekbench Browser' - browser_primatelabs_com_mac-benchmarks

Precio

Apple siempre suele ser muy atacada en el aspecto del precio y es verdad que los márgenes de beneficio en cada producto suelen ser superiores a los del resto de competidores. Pero esta vez a parte de sumar el coste de los componentes hardware, software (doy por hecho que el precio de OS X Mavericks va incluido en el precio aunque se anuncie como gratuito), marketing, etc. hay que reconocer que han sabido aunar todas estas tecnologías de una forma bastante ajustada en  precio. En este análisis de Future Looks (http://www.futurelooks.com/new-apple-mac-pro-can-build-better-cheaper-pc-diy-style/) podéis ver con todo detalle como intentaron construir un PC similar a la configuración más alta del Mac Pro (9.599 $) usando los componentes hardware más parecidos disponibles en el mercado. El resultado final … el coste de la solución hecha a medida llegaba a los 11530.54 $, casi 2000$ más. En internet podéis encontrar análisis similares a este comparando el resto de configuraciones del Mac. Y aunque se pudiese igualar potencia y precio hay algo muy difícil de asemejar … el diseño. Sí, por eso también se paga y es obvio que llegar a una solución como la del núcleo térmico unificado no es algo que se haga en dos días.

Aplicaciones

Está claro que todo este abrumador conjunto de especificaciones no son nada sin unas soluciones software que estén a la altura y un equipo de profesionales que sepan dar lo mejor de sí y sacar el mayor partido posible a una maquina de estas carácterísticas. Pixar, estudio de animación muy intimamente ligado con Apple, hizo una demostración de aproximadamente una hora de duración en la misma WWDC 2013 (el vídeo “Painting The Future” se puede ver dentro de la seción de desarrolladores de la web de Apple), en él se puede ver como un empleado de Pixar da vida en apenas 30 minutos a un personaje de la famosa película Monsters University usando el software “Mari” de la empresa “The Foundry“. En el vídeo se explica como el proceso de renderizado (generación de un modelo con todos los efectos aplicados) puede tomar un tiempo de entre dos minutos a 12 horas en completarse, en el Mac Pro es casi instantáneo. También afirma que la cantidad de información necesaria para definir un personaje ronda los 10 GB, superior a a la cantidad de memoria RAM de la que muchos ordenadores disponen para esta tarea, el Mac Pro es capaz de trabajar con varios de estos personajes, iluminación incluida, y animarlos en tiempo real.

Os dejo un vídeo de demostración con algunos de los trabajos realizados en 2013 por la empresa “The Foundry” creadores de “Mari”. Seguro que más de algúno de esos proyectos os suena.

En definitiva el  Mac Pro es un ordenador hecho por y para profesionales. Poca gente podrá permitirse el lujo de comprar una maquina así y sacarle todo el rendimiento posible. La mayoría nos quedaremos asombrados cuando lo veamos expuesto en la Apple Store más cercana pero no podremos usarlo directamente, sin embargo, todo el mundo podrá disfrutar del trabajo realizado con él, con mucha seguridad la próxima gran superproducción que veas, el último trabajo de un gran fotográfo que disfrutes o el próximo hit musical que escuches se haya creado con la ayuda de esta maquina: el Mac Pro.

Ingeniero en informática, apasionado de Apple y de la tecnología. Actualmente trabajo como desarrollador iOS campo en el que quiero seguir desarrollándome en el futuro ...